Los cuidados y precauciones que deben tener las personas con diabetes

A pesar de la gran cantidad de enfermedades existentes y registradas, la diabetes es sin lugar a duda una de las patologías que genera el mayor impacto económico en los sistemas de salud pública y en la salud de la población en general. Este trastorno es caracterizado por un estado continuo de hiperglucemia debido a un déficit relativo o absoluto de la hormona que se encarga de disminuir la glucosa en sangre, la insulina. Existen varios tipos de diabetes: la diabetes mellitus tipo 1 y la diabetes mellitus tipo 2, la diabetes gestacional, etc.

Todos los tipos de diabetes tienen altas probabilidades de inducir las clásicas complicaciones crónicas de esta enfermedad, las cuales tardan años en presentarse clínicamente, pero tienden a ser irreversibles y provocar lesiones incapacitantes. Entre dichas lesiones se encuentra las alteraciones en la visión producto de una retinopatía diabética, alteraciones en la sensibilidad de las manos y de los pies, degeneración del sistema renal, etc. Como se evidencia, las personas que poseen diabetes tienen un mayor riesgo de mortalidad y discapacidad, por ello estos individuos deben tener un mayor cuidado y más medidas de protección y prevención.

Dada a la neuropatía que presentan los pacientes con diabetes estos no presentan sensibilidad en los pies, es por ello que los traumatismos pequeños provocados por el calzado ajustado no son percibidos por estas personas, lo que ocasiona que dicho traumatismo no reciba la atención necesaria hasta que se convierte en una lesión de profundidad y diámetro importante. De esta manera, se recomienda que las personas con diabetes creen la costumbre de revisar diariamente de manera cuidadosa las plantas y el dorso de sus pies en busca de pequeñas alteraciones, enrojecimientos u traumatismos, de esta forma se pueden tratar de manera oportuna dichos inconvenientes antes de que representen un problema de gran envergadura que provoquen la amputación quirúrgica y profiláctica del pie.

Otro de los consejos que deben seguir las personas que sufren de diabetes es cumplir con las restricciones dietéticas establecidas, es decir, una dieta con bajo consumo de carbohidratos y azúcar, ya que estas comidas contribuyen a incrementar los niveles de azúcar o glucosa en sangre. Con el simple hecho de cumplir con el régimen dietético estipulado por el especialista muchos diabéticos logran mantener un ritmo de vida normal y disminuir las probabilidades de padecer las complicaciones de esta enfermada, tal y como lo explica Carlos, trabajador de Cerrajeros, quien posee un familiar que padece diabetes mellitus tipo II y dicha persona logra llevar una vida normal gracias al cumplimiento estricto de la dieta baja en carbohidratos.

Por último, los pacientes con diabetes deben procurar mantener un estricto control de la glucemia sanguínea, para ello se les recomienda adquirir un glucómetro casero el cual les permitirá valorar los valores de azúcar en sangre de manera efectiva y rápida. No obstante, este no es el único examen que debe practicarse un diabético, puesto que anualmente debe acudir a la consulta de un especialista para realizar exámenes de laboratorio más especializado para determinar el curso y la evolución de la enfermedad.